Elección de la tecnología de bomba correcta

Escrito por: Andrew Snyder

Bomba dosificadora peristáltica A3

Puede resultar difícil especificar la bomba dosificadora de productos químicos adecuada para una aplicación; sin embargo, el proceso se simplificará al adquirir todos los parámetros de la aplicación. Es importante tener en cuenta factores como el fluido que se bombeará, el volumen de salida requerido y la presión contra la que trabajará la bomba en el sistema.

Una vez que se tienen en cuenta todos los parámetros, la información servirá para guiar al ingeniero o al usuario final en la selección de la mejor opción de bomba para garantizar un rendimiento óptimo.

En comparación con las bombas dosificadoras de diafragma, las unidades peristálticas son la tecnología más nueva. Sin embargo, en los últimos años las bombas dosificadoras peristálticas han sido ampliamente aceptadas como la tecnología preferida en muchas aplicaciones, incluido el tratamiento de aguas residuales y agua potable municipal; procesamiento de alimentos y bebidas; saneamiento de agua para piscinas comerciales y acuáticas; así como muchos otros.

Este tipo de aplicaciones utilizan productos químicos que liberan gases y se calcifican. Cuando se usan bombas de diafragma, esto puede causar un bloqueo de vapor y válvulas obstruidas. Las bombas peristálticas no se ven afectadas por las burbujas de aire o gas. La tecnología peristáltica permite que las burbujas se muevan simplemente a través del sistema.

También debe tenerse en cuenta que las unidades peristálticas no requieren un mantenimiento regular que no sea el reemplazo del tubo de la bomba debido al desgaste. Las bombas de diafragma, por otro lado, requieren un mantenimiento continuo ya que las válvulas deben limpiarse con regularidad.

La vida útil estimada del tubo de la bomba peristáltica se puede determinar cuando se conocen todos los parámetros de aplicación. Esto permite a los operadores implementar un programa de mantenimiento regular que puede aumentar la eficiencia y resultar rentable.

Las bombas de diafragma generalmente requieren un mantenimiento semanal, mientras que un tubo peristáltico se puede reemplazar con tan poca frecuencia como una vez al año, dependiendo de las condiciones del sistema. Esto conduce a un tiempo de inactividad mínimo en la planta y permite que el tiempo del operador se dedique a otras necesidades de equipos y operaciones diarias, lo que genera ahorros de costos indirectos para el usuario o la planta de tratamiento de agua.

Una ventaja adicional de las bombas peristálticas sobre las bombas de diafragma es que funcionan bien contra una presión limitada. No perderán la tasa de salida frente a la presión, mientras que las unidades de diafragma requieren el uso de una válvula de contrapresión y un amortiguador de pulsaciones.

La alimentación suave de las bombas dosificadoras peristálticas también elimina la necesidad de estos elementos auxiliares, lo que genera mayores ahorros de costos.

Si bien las bombas peristálticas ofrecen muchas ventajas, una desventaja puede ser el bombeo contra altas presiones. A medida que aumenta la presión en un sistema, la vida útil del tubo de la bomba disminuye. Esto se debe al aumento de presión que aumenta la fuerza sobre las paredes del tubo de goma.

Ambos tipos de bombas tienen sus ventajas. Uno de los aspectos más importantes a la hora de especificar la bomba correcta es, una vez más, adquirir todos los detalles sobre la aplicación antes de especificar o comprar una unidad. Esta información ayudará a garantizar que la unidad elegida proporcione el mejor y más eficiente nivel de rendimiento.

En conclusión, encontrar la bomba adecuada para su aplicación le ahorrará tiempo, dinero y energía.